Las personas con enfermedad mental tienen graves dificultades en el desempeño de sus funciones cognitivas, lo que les dificulta su funcionamiento personal y social.

Recientemente se ha realizado una revisión de los estudios publicados, analizando la efectividad de las técnicas de estimulación cognitiva en personas adultas con enfermedad mental. Han observado que esta intervención mejora la atención, la memoria de trabajo y las funciones ejecutivas, no encontrando diferencias en la efectividad en función de las patologías (Henriques-Silva y Carvalho-Seabra, 2020).

Es importante seguir realizando estudios que analicen aquellos factores que favorecen la eficacia de las intervenciones de mejora de las funciones cognitivas.

Henriques-Silva, V. A. y Carvalho-Seabra, P. R. (2020): Cognitive stimulation in people with mental disorders in the community: an integrative review. Rev Bras Enferm, 73 (1).